miércoles, 17 de octubre de 2007

SEDUCTORA, ARMADA Y PELIGROSA

Es la amiga que nunca quise tener; y sin embargo, no me la quito ni por equivocación. Tiene bastante maldad. Pero esta amiga es la chica más caprichosa que conozco.

No es muy fiel; más bien, bastante interesada. Cuando te agarra con su encanto personal es capaz de dejarte sin respiración. No me gusta esta chica; pero algo mágico debo de tener, que ella, no me suelta ni a sol, ni a sombra.

No tiene brazos, ni piernas, ni perrito que le ladré; tampoco la ves. Pero, cuando te acaricia, te agarra con toda su fuerza y te besa con toda su pasión. Te deja tan inmovilizado y tan extasiado, que después de unas horas, aún no tienes ni fuerzas, para salir.

Se declara bisexual, además de ser bastante fogosa y por supuesto convincente. Es tan rara, que aunque reciba de sus amantes menosprecios e insultos, nunca se da por aludida. Y, te intimida para volverte a dejar extasiado. Te tiene bien cogido.

Cuando desaparece de tu vida, das saltos de alegría, aunque realmente, solo desaparece por una pequeña temporada. Ella, nunca se rinde, siempre consigue lo que quiere, ni se da por enterada, ante las agresiones verbales.

Siempre que le apetezca, volverá a ti y te coqueteara; y, a tu pesar, volverás a caer en sus brazos; aunque tu no quieras. Suele aparecer cualquier día, semana ó mes del año; da igual, pero aparece. Aunque su mes favorito, es a partir de la mitad de marzo.

Cuando te seduce, no puedes escapar, pues ya te tiene en sus redes y convives con ella, siempre que a ella, le apetezca. No hay hombre ó mujer que se le resista. Y, quién diga lo contrario, miente como un bellaco.


Yo, siempre quise, que una mujer se fijara en mi, pero no este cardo borriquero. Los que sufren el acoso que describo, me comprenderán.

Cuando menos te lo esperas, llega. Si te coge bien, a veces cancelas todas las citas. Hasta el punto, que te chulea, si te vas a trabajar.

Vas casi con mucho cuidado para que no te vea. Pero, no se como lo hace, que siempre te encuentra. A mi me sedujo, hace unos veinticinco años, que yo recuerde, claro. Me da rabia tener que nombrarla, por si aparece aún siendo bastante famosa.

Le gusta presumir y coquetear. Se llama... bueno, la innombrable, no quiero caer y no la nombrare.

Quién no le haya seducido, que suerte ha tenido, pero que no se descuide, pues es posible que le acose, hasta que termine seduciéndole.

Y, el que lo tiene, la maldice, aunque sepa que hace oídos sordos. Te hace llorar, que parece que es de emoción, pero no; no es de emoción, sino de rabia.

Su nombre, asusta; por eso no me atrevo a llamarla.

Bueno, creo que ya me esta llamando, la muy condenada, así que me voy a la cama, ya ha llegado mi... Alergia; para que disfrute, porque lo que soy yo...

2 comentarios:

EGOSTEIN dijo...

Menos mal que te lleva a la cama y no a cometer un asesinato, porque si es tan irresistible, muchas muertes tendrías ya encima.

conxa dijo...

Sobrecogedor.....¿realmente se puede tener tanto poder???

Por cierto, conozco Budapest, estuve el verano pasado (2006),tienes razón es preciosa.

Un beso.